simulacion como negocio juridico - mazo - derecho

¿Qué es la simulación como negocio jurídico? Averígualo aquí

Abogado egresado de la Universidad Católica Andrés Bello, mención Cumlaude, funcionario del Poder Judicial Venezolano con experiencia en Derecho Procesal Civil y coordinador academico en Handbook.

En otros artículos como en el del contrato, explicamos que el mismo es una convención celebrada entre dos o más personas para crear un vínculo jurídico, conforme a la voluntad y la intención perseguida por ellas. Sin embargo, puede ocurrir que dicho negocio o acuerdo jurídico, demuestre una divergencia o disconformidad entre la voluntad real de las partes y la plasmada en el contrato a los fines de engañar a los terceros. A dicho acuerdo, la doctrina lo ha denominado “simulación como negocio jurídico  y en virtud de la importancia que reviste el conocimiento de dicha figura, la misma será objeto de estudio en el presente artículo. Esperamos sea de tu agrado.

La Simulación como negocio jurídico

Definición doctrinaria

Siguiendo la doctrina del ilustre autor Eloy Maduro Luyando en su libro “Curso de Obligaciones-Tomo II” , la simulación puede ser definida como:

…un negocio jurídico bilateral en el cual hay una divergencia intencional entre la voluntad real y la voluntad declarada, que da lugar a un acto jurídico aparente u ostensible, destinado a engañar a los terceros y al acto verdaderamente querido por las partes…

De lo anterior, podemos afirmar que la simulación es un negocio bilateral con el propósito de crear ciertos y determinados efectos jurídicos, pero que en definitiva pretenden engañar a los terceros ajenos a dicha relación contractual.  Asimismo, permite eludir a posibles acreedores a través de la  realización de un negocio jurídico, cuyo fin real no es plasmado en el contrato. Cabe entender que  los casos de simulación contractual son complejos y dependerá del análisis que realice el juez con las pruebas cursantes en los autos.

Carcterísticas

Entre las principales características de la simulación como negocio jurídico tenemos:

  1. Divergencia entre la voluntad real y lo que verdaderamente quieren las partes.
  2. La existencia de dos actos: una declaración destinada a engañar a los terceros que es el acto aparente o simulado y un acto verdadero o real, contenido generalmente en otro documento(conocido como contradocumento por la doctrina y regulado en el artículo 1.362 del Código Civil).
  3. El propósito o finalidad es engañar a los terceros, haciéndoles creer en la existencia del acto aparente, a fin de que se les sea oponible; es decir, que produzca sus efectos externos.
  4. No es necesariamente ilícito o fraudulento; puede ser un convenio totalmente apegado a la legislación, ya que insistimos que la problemática surge es en relación a la intención de las partes con el mismo.
  5. El negocio aparente puede afectar cualquiera de los elementos del contrato verdadero: objeto (precio menor o mayor), causa (venta que oculta una donación) o el consentimiento (la parte verdadera es distinta a la que aparece en el acto aparente).
  6. Las partes persiguen algo distinto a lo manifestado en el acto aparente.

Clasificación

Podemos clasificar la simulación como negocio jurídico principalmente en: absoluta o relativa.

 

Simulación absoluta

Se da principalmente cuando las partes solo crean el acto aparente para engañar a los terceros, pero sin que se produzca ningún efecto entre ellos. Un ejemplo claro sería que Euphemia Li Britannia venda sus bienes inmuebles a Suzaku Kururugi, a los fines de que ningún acreedor pueda atacarlos; pero que dichos bienes siguen siendo de euphemia en un contradocumento creado por las partes y solo conocido por ellos.

 

Simulación relativa

Consiste en disfrazar o disimular la verdadera intención de las partes, que quieren ciertos efectos jurídicos, por razones fraudulentas o por querer darle una apariencia distinta. En este caso la simulación puede afectar el objeto (venta por un precio mayor o menor al convenido) o la causa (vender cuando en realidad se esta donando).

 

El mayor ejemplo, en el caso venezolano, lo tenemos actualmente con las ventas de bienes inmuebles (las viviendas, específicamente) y los vehículos, en los cuales se hacen contratos de compra-venta (las partes efectivamente quieren realizar esa transacción) por un precio declarado en el contrato, que no es el que realmente han convenido (ya que normalmente es mayor al declarado y en moneda extranjera, generalmente el dólar americano) por razones varias.

 

¿Quieres reforzar tus conocimientos jurídicos y convertirte en un jurista experto? Entra en nuestra plataforma Handbook.es e inscríbete en los mejores cursos de derecho online.

La Acción de Simulación

Conforme al artículo 1.281 del Código Civil, los acreedores pueden pedir la declaratoria de simulación de los actos ejecutados por el deudor. Esta acción dura cinco (05) años a contar desde el día en que los acreedores tuvieron noticia del acto simulado. Dicho lapso es de prescripción y no de caducidad, por no estar interesado el orden público en este tipo de acción.

 

Asimismo, la simulación, una vez declarada, no produce efecto en perjuicio de los terceros que, no teniendo conocimiento de ella, han adquirido derechos sobre los inmuebles con anterioridad al registro de la demanda por simulación. Si los terceros han procedido de mala fe quedan no solo sujetos a la acción de simulación sino también a la de daños y perjuicios.

 

Dicha norma ha sido analizada constantemente por la jurisprudencia patria, siendo necesario recordar lo establecido mediante sentencia de fecha 23/09/2016, Exp.  08632/14, dictada por el Juzgado Accidental Superior en lo Civil, Mercantil y del Tránsito de la Circunscripción Judicial del Estado Bolivariano de Nueva Esparta, a cargo de la Juez: Jiam Salmen de Contreras, quien entre otras cosas estableció que:

…La simulación es la declaración de voluntad no real, emitida conscientemente y de acuerdo entre las partes para producir con fines de engaño, la apariencia de un negocio jurídico que no existe o es distinto de aquél que realmente se ha llevado a cabo”. De la anterior definición se extraen tres elementos o condiciones de procedencia, a saber: 
a) Un acuerdo entre las partes. 
b) El propósito de engañar. 
c) Una disconformidad consciente entre lo que realmente se quiere y lo que se expresa. 
…omissis…

La finalidad de la acción de simulación está dirigida a comprobar la existencia de un acto fingido que se ha realizado con apariencia de legalidad a los efectos de buscar que mediante declaración judicial se reconozca la inexistencia de ese acto y con ello, que desaparezcan o cesen sus efectos. El concepto de simulación según la doctrina puede diferenciarse de dos formas, la simulación absoluta que se verifica cuando el acto simulado nada tiene de real y la relativa cuando el acto falso se le oculta su verdadero carácter o naturaleza…

Asimismo y con relación a la legitimación para intentar la acción (analizado en la sentencia parcialmente transcrita), en principio pareciera que la acción de simulación esta reservada para ser ejercida solo por los acreedores del deudor; sin embargo siguiendo la doctrina moderna, la misma puede ser ejercida también por aquellos que sin ostentar tal cualidad de acreedores tengan interés en que se declare la existencia del acto simulado (Jurisprudencia del Tribunal Supremo de Justicia, Sala de Casación Civil, Oscar R. Pierre Tapia, Tomo II, febrero del 2004, páginas 710, 711 y 712).

Conclusión

De todo lo anterior, podemos concluir que la simulación como negocio jurídico es un negocio bilateral con el propósito de crear ciertos y determinados efectos jurídicos, pero que en definitiva pretenden engañar a los terceros ajenos a dicha relación contractual y en virtud de ello la ley ha establecido una acción bajo el mismo nombre, para restituir ese perjuicio ocasionado por el referido negocio jurídico y que cesen sus efectos.  Esperamos haber sido claros, hasta una próxima oportunidad.

 

¿Te gustó este artículo sobre la simulación como negocio jurídico? Si es así compártelo en tus redes sociales y si tienes algo que agregar coméntalo y dinos lo que piensas.

Artículos relacionados

¿Qué son los actos lascivos? Descúbrelo aquí En el Derecho Penal, existe un número de delitos que son de conocimiento general. De esta forma, algunos hechos punibles son más conocidos que otros. ...
Derecho ¿Qué es y por qué lo estudiamos? La palabra Derecho es una de las más escuchadas a lo largo de nuestras vidas. Facultad, carrera, demandas, juicios, todas son palabras que caracteriza...
¿Qué es la usucapión? Descúbrelo aquí En el Derecho Civil, existen múltiples formas en las que una persona puede liberarse o adquirir ciertos derechos al cumplir con las condiciones que la...
¿Conoces el Procedimiento de Intimación? Aquí te l... En el mundo del Derecho Civil Obligaciones, es necesario conocer aquellos procedimientos especiales que tienen como finalidad principal, obligar al de...