Sabes que es la concesion de Obra Publica Averigualo aqui - Construccion - Administracion - Derecho Administrativo

¿Sabes qué es la concesión de Obra Pública? Averígualo aquí

Abogado egresado de la Universidad Católica Andrés Bello, mención Cumlaude, funcionario del Poder Judicial Venezolano con experiencia en Derecho Procesal Civil y coordinador academico en Handbook.

En el artículo del contrato de obra pública, explicamos que si la Administración encarga a otra persona de la ejecución de una obra pública, puede acudir a dos medios diferentes: el contrato de obra pública y la concesión de obra pública.

 

Asimismo, y de forma superficial, establecimos que en la concesión de obra pública, la Administración confiere al concesionario el derecho de explotar por tiempo limitado la obra construida. Permitiendo así percibir ingresos durante un lapso de tiempo, los cuales constituyen la remuneración del concesionario. De manera que, y debido a la importancia que tiene esta figura en el Derecho Administrativo, hemos querido traer el presente artículo para su explicación. Esperamos sea de su agrado.

La Concesión de Obra Pública

Nociones Generales

El ilustre autor  Eloy Lares Martínez, en su libro Manual de Derecho Administrativo – Edición XIV, define a la concesión de obra pública como:

El acto mediante el cual una parte se compromete a ejecutar una obra destinada al uso público a cambio de la facultad que la Administración le transmite, de percibir por un tiempo limitado cantidades de dinero de los usuarios, como un medio de cubrir el costo de la obra y de obtener un beneficio normal.

De lo anterior, podemos destacar algunos elementos y bases importantes:

La concesión de obra pública no es un simple contrato

En efecto, este tipo de concesión es un acto de naturaleza mixta, ya que contiene una parte reglamentaria, cuyos efectos se aplican al público y una parte contractual, relativa al plazo de duración y las ventajas económicas del concesionario, además de los términos de ese tipo de relación jurídica con la Administración.

 

Sujetos de la concesión

En la concesión de obra pública, figuran siempre dos sujetos de derecho: el concedente, es decir la entidad administrativay el concesionario, que en la mayoría de los casos es un particular.

 

El Objeto de la concesión

La concesión de obra pública no puede tener por objeto toda clase de obras públicas, sino aquellas cuya utilización sea susceptible de ser gravada con una tasa, como los puentes, las autopistas, caminos, muelles, entre otros. En consecuencia, no pueden ser objeto de concesiones los edificios destinados a ser utilizados por la Administración. Así, lugares como la sede del Tribunal Supremo de Justicia o Corte Suprema de Justicia, dependiendo del país respectivo, no pueden ser objeto de este tipo de contratos.

 

Diferencia clave con el contrato de obra pública

La concesión de obra pública difiere del contrato de obra pública, en la circunstancia de que en este el precio es pagado por la Administración, mientras que en aquellas es por los usuarios.

Concesión de Obra Pública y Concesión de Servicio Público

Durante el siglo XIX, estuvieron confundidas las nociones de la concesión de obra pública y concesión de servicio público, pues no se concebía esta última sino bajo la forma de concesión de obra pública.  En la actualidad, y en el derecho moderno, se admite que puede haber concesión de servicio público, sin que se lleve implícita la construcción de una obra pública. Esto ocurre, a título de ejemplo, en la concesión de transporte de autobuses. De igual forma, ocurre en los casos en que el servicio concebido por la Administración tiene ya construidas las instalaciones inmobiliarias.

 

Cabe añadir, que en el contrato de obra pública el contratista se obliga a ejecutar una obra mediante el pago de un precio que se compromete a hacer la Administración. Ejecutada la obra, el contratista la entrega y desde ese momento el contratista perderá todo contacto con la obra. Podrá en lo sucesivo usar de ella, pero sólo como simple particular. 

 

En el caso de la concesión, el concesionario ejecuta la obra destinada al uso público,  a cambio de la facultad que la Administración le transmite, de percibir por  cantidades de dinero de los usuarios, como un medio de cubrir el costo de la obra.

Preparación de la concesión

La fase de preparación de la concesión de obra pública empieza con la elaboración, por parte de la Administración concedente, de un estudio de viabilidad. Este hará referencia al coste y justificación de la obra, así como a la rentabilidad de la concesión, su impacto socio-económico y ambiental. Incluso, puede establecer los riesgos operativos y tecnológicos de la construcción y explotación de la obra.

 

Tras la aprobación del estudio de viabilidad, cuya función es realizada por el órgano competente para ello y determinado por la ley respectiva, la Administración podrá elaborar un anteproyecto de construcción y explotación de la obra, en función de su complejidad. Cuando la definición de las características haya sido suficientemente precisada, la Administración procederá a la redacción, supervisión, aprobación y replanteo del correspondiente proyecto.

 

La Ley también establece unos contenidos mínimos a los que deberán hacer alusión los pliegos de cláusulas administrativas particulares. De esta manera, deberán especificar el objeto del contrato, la solvencia, el sistema de retribución, las garantías, entre otros. Asimismo, se deberá mencionar  aspectos esenciales a la relación contractual, como lo es el plazo de duración de la concesión o el plan económico-financiero de dicha concesión.

 

Ejecución de la concesión

Tras la fase de preparación, se produce la adjudicación al contratista que presente la oferta económicamente más ventajosa, conforme a las normas generales del procedimiento de contratación del sector público. Tales normas generales regirán también para la perfección del contrato, y su formalización.

Conclusión

De todo lo expuesto, podemos concluir que la concesión de obra pública, es uno de los mecanismos que tiene la Administración estatal para que a través de un acto jurídico, una parte (concesionario) se comprometa a ejecutar una obra destinada al uso público a cambio de la facultad que debe otorgar dicha entidad administrativa, para que pueda percibir por un tiempo limitado cantidades de dinero de los usuarios, como un medio de cubrir el costo de la obra y cuyo interés supremo recae en la colectividad.

 

Esperamos les haya gustado el presente artículo y nos vemos en una próxima oportunidad.

 

¿Qué te pareció este artículo sobre la Concesión de Obra Pública? Comparte en tus redes, comenta abajo y dinos lo que piensas.

Artículos relacionados

¿Qué es el Préstamo a interés? No te quedes sin av... Los contratos, entendidos como convenciones o acuerdos que tienen como objeto constituir, reglar, transmitir, modificar, o extinguir relaciones jurídi...
Pon a prueba tus conocimientos con esta trivia de ... El Derecho Administrativo es, Lato sensu, la rama del derecho que regula la administración y funcionamiento de la administración pública, el cumplimie...
¿Cómo se extinguen los actos administrativos? Aver... En el artículo de la clasificación de los actos administrativos, explicamos que los actos administrativos son aquellas declaraciones o manifestaciones...
10 Conceptos importantes de Derecho Internacional En el Derecho Internacional, muchos conceptos del Derecho interno no tienen el mismo significado o se consideran en desuso. Muchos son los conceptos i...