Sabias que era un contrato de obra publica Descubrelo aqui - Obra publica - Construccion

¿Sabes qué es un contrato de obra pública? Descúbrelo aquí

Abogado egresado de la Universidad Católica Andrés Bello, mención Cumlaude, funcionario del Poder Judicial Venezolano con experiencia en Derecho Procesal Civil y coordinador academico en Handbook.

En el artículo de Servicios Públicos como función estatal, explicamos su definición. Así, comprendemos que es toda actividad que en virtud del ordenamiento jurídico deba ser asumida o asegurada por una persona pública territorial para dar satisfacción a una necesidad de interés general. También explicamos que el mismo constituía un fin básico del Estado. Ahora bien, para la prestación de ese tipo de servicios, la Administración estatal, celebra un conjunto de contratos. Los contratos tienen como finalidad esencial, la construcción de obras para satisfacer necesidades colectivas. La doctrina los ha denominado contratos de obra pública. Debido a su importancia, serán objeto de estudio en el presente artículo. Esperamos esta información te sea útil.

Contrato de Obra Pública en el Derecho Administrativo

Nociones Generales

La expresión de obra pública sirve a un tiempo para denominar determinados trabajos ejecutados sobre inmuebles por una entidad administrativa o por su cuenta. También sirve para definir al resultado de esas labores. Es por ello que algunos autores como Eloy Lares Martínez, en su libro Manual de Derecho Administrativo – Edición XIV, define a esta figura como:

Toda operación material relativa a la construcción, ampliación, arreglo, modificación, reparación o mantenimiento de bienes inmuebles, realizada con una finalidad de utilidad pública por una entidad administrativa o por su cuenta.

También son concebidas como obras públicas los bienes inmuebles construidos o afectados en su estructura por aquellas labores. Esos inmuebles están destinados al uso público y al aprovechamiento general, como las vías públicas y las plazas, los palacios legislativos, los edificios de los tribunales, entre otros.

 

Igualmente, la obra pública puede realizarse por el sistema de Administración directa. Esto es, por los propios agentes estatales, con la colaboración de obreros dependientes de la misma. Así, se realiza con el empleo de máquinas y materiales adquiridos por la respectiva entidad administrativa. Asimismo, pueden ejecutarse por medio de otra persona (particulares o empresas privadas). En este último caso, es necesario la celebración de un contrato entre el ente administrativo, por cuya cuenta ha de efectuarse la obra y la persona encargada de dicha ejecución.

 

Formas de ejecución de la obra pública

Si la Administración encarga a otra persona de la ejecución de la obra pública, puede acudir a dos medios diferentes: el contrato de obra pública y la concesión de obra pública. En el contrato de obra pública, la remuneración es directamente pagada por la Administración al contratista. En la concesión de obra pública, la Administración confiere al concesionario el derecho de explotar por tiempo limitado la obra construida. La concesión también le permite percibir ingresos durante ese lapso de tiempo, los cuales constituyen la remuneración del concesionario. En este artículo nos limitaremos a los contratos de obras públicas. 

Definición del contrato de obra pública

Se puede definir al contrato de obra pública como:

Aquel mediante el cual una parte se obliga a ejecutar sobre un inmueble un trabajo de construcción, ampliación, arreglo, modificación o reparación, con destino al aprovechamiento general o al uso oficial, mediante un precio que una entidad administrativa se obliga a pagarle.

Según la definición anterior, de las dos partes que intervienen en la celebración del contrato de obra pública, una de ellas al menos ha de ser una persona pública estatal para su configuración. La otra parte, en la mayoría de los casos, es un particular dedicado a la industria constructora.

Naturaleza jurídica del contrato de obra pública

Para muchos autores, especialmente italianos, el contrato de obra pública es un contrato de Derecho Privado. De esta forma, está sujeto a las disposiciones del Código Civil en materia de contrato de obras. Aun así, admiten que ciertos aspectos de aquél están regidos por normas de Derecho Público.

 

Los autores franceses, por otro lado, sostienen que el contrato de obra pública es un verdadero contrato administrativoAsí, se le aplican preferentemente las reglas particulares del Derecho Administrativo. Esto sin perjuicio de que ciertos aspectos estén regidos por disposiciones del Derecho Civil. A los efectos del presente artículo, nos apoyamos en esta segunda posición, por la naturaleza jurídica de las partes contratantes y la utilidad pública de la relación contractual.

Formación

En todo lo concerniente a la celebración del contrato de obra pública, tienen aplicación los principios generales a la formación de los contratos administrativos. En lo referente a la elección del contratista, las autoridades competentes para la celebración de los contratos administrativos tienen libertad para la escogencia del mismo. Esto salvo disposición expresa que imponga el sistema de contrataciones públicas vigente en el país donde es celebrado. 

Poderes de la Administración

Los poderes de dirección, control y vigilancia comunes a los contratos administrativos, son ejercidos por la Administración en los contratos de obra pública por órgano del ingeniero inspector. Este está autorizado para ordenar la demolición de parte de la obra, si han sido utilizados materiales de calidad diferente a lo convenido. También si los trabajos no se han ajustado a los planos de la obra o los cálculos acompañados.

 

Igualmente, se encuentra facultado para mandar a demoler parte de la obra a fin de verificar si el contratista ha procedido con arreglo a los planos y al pliego de especificaciones. En caso de que todo parezca correcto, los gastos serán por la Administración. Por otra parte, la Administración tiene la potestad de imponer unilateralmente al contratista, en el curso de la ejecución, modificaciones respecto al proyecto de la obra.

 

Sin embargo, y tal como se observó en el artículo de la ejecución de los contratos administrativos, las modificaciones no deben exceder de cierta magnitud. Así, deberá la Administración respetar las limitaciones previstas en el contrato celebrado y el equilibrio financiero de la relación contractual creada.

Conclusión

De todo lo anterior podemos concluir que el contrato de obra pública es entendido como aquel mediante el cual una parte se obliga a ejecutar sobre un inmueble determinados trabajos, con destino a mantener y garantizar el interés general y colectivo, mediante un precio que una entidad administrativa se obliga a pagarle y forma parte de las innumerables relaciones jurídicas que forma la administración pública en el ejercicio de sus funciones y que por su naturaleza se encuentra regido por el Derecho Administrativo.

 

¿Qué te pareció este artículo sobre el contrato de obra pública? Comparte en tus redes, comenta abajo y dinos lo que piensas.

Artículos relacionados

¿Cómo se ejecuta un contrato administrativo? Descú... En otros artículos como en el de Derecho Administrativo, explicamos que esta rama del derecho se encarga de regular la organización, los medios y las ...
Conoce qué son los Servicios Públicos como función... En el artículo de los fundamentos básicos de la concesión de servicio público, explicamos que el mismo era uno de los modos utilizados por la Administ...
¿Sabes qué es el principio de Legalidad Administra... En las legislaciones a nivel mundial, es regla general del Derecho Administrativo, que los actos y actividades de los órganos que conforman el Estado ...
Pon a prueba tus conocimientos con esta trivia de ... El Derecho Administrativo es, Lato sensu, la rama del derecho que regula la administración y funcionamiento de la administración pública, el cumplimie...
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Comenta sobre este artículo